¿Cómo afecta la sentencia del TJUE a Uber?

¿Cómo afecta la sentencia del TJUE a Uber?

¿Cómo afecta la sentencia del TJUE a Uber?

Abogadea Abogadea
Publicado el 18/12/2017

Uber es una empresa de transportes y, por tanto, no puede responder a la calificación de "servicio de la sociedad de la información". Así lo dictaminaba el TJUE el pasado 20 de diciembre de 2017 en una esperada sentencia por el colectivo del taxi, llamada a afectar a multitud de empresas del sector que funcionan actualmente como modelo de economía colaborativa.

El caso se remonta a 2014, cuando la Asociación Profesional Élite Taxi de Barcelona denunció que las actividades de la compañía (por ella su filial española) eran constitutivas de prácticas desleales y engañosas, al no disponer ésta, ni los conductores, de las preceptivas licencias y autorizaciones para un servicio como el prestado. Conviene aclarar que, en aquél momento, Uber operaba en España a través de su servicio UberPOP.

A estos efectos, el alto Tribunal entiende que "un servicio de intermediación como el controvertido, que tiene por objeto poner en contacto, mediante una aplicación para teléfonos inteligentes, a cambio de una remuneración, a conductores no profesionales que utilizan su propio vehículo con personas que desean efectuar un desplazamiento urbano, está indisociablemente vinculado a un servicio de transporte y, por lo tanto, ha de calificarse de servicio en el ámbito de los transportes, a efectos del Derecho de la Unión". Es, así, competencia de cada Estado miembro regular las condiciones de prestación de dichos servicios.

UberPop, que no UberX

Según matizan fuentes próximas a la empresa, la sentencia se refiere al servicio UberPOP y no a UberX, esto es, a la actual modalidad con licencias VTC que opera en España el gigante norteamericano. UberPOP fue introducido en nuestro país en 2014 como una forma de "compartir viajes y conectar usuarios con conductores locales […]". No obstante, su recorrido fue corto, pues el Juzgado de lo Mercantil nº2 de Madrid ordenó su cese en todo el territorio nacional, aceptando así las medidas cautelares propuestas en su momento por la Asociación Madrileña del Taxi. 

Fue entonces cuando Uber lanzó su servicio UberX, con licencias VTC, un modelo teóricamente autorizado y que cumpliría plenamente con la normativa nacional vigente. Precisamente por ello, las mismas fuentes indican que la sentencia dictada por el TJUE carece de trascendencia práctica para Uber en nuestro país, al igual que sucedería en la mayoría de Estados miembros.

Opinión desde luego no compartida por el colectivo del taxi, desde donde se sostiene que, a pesar de quedar aún mucho por hacer, la sentencia ha sentado un importante punto de inflexión.

Fuentes: Comunicado de prensa TJUE · Blog Uber

AVISO DE CONTENIDO Abogadea no se responsabiliza de las opiniones, comentarios o contenidos de las entradas. Por favor, no dudes en reportar cualquier contenido inapropiado enviando un e-mail a info@abogadea.com.